No es la primera vez que lo comentamos. El cambio de rendimiento del iPhone con el paso del tiempo es algo que se percibe por parte de los usuarios.

La degradación de baterías en modelos anteriores al iPhone 8 llevó a activar un programa especial de reemplazo de baterías durante todo el año –activo aún hasta diciembre- a precio reducido.

Con el lanzamiento del iPhone 8, Apple aseguró que las mejoras de hardware de este terminal, y posteriores, hacían innecesaria esta característica en nuevos modelos. Ahora, con iOS 12.1, Apple ha reavivado aquel fuego y ha ‘metido en el saco’ a los iPhone 8 y iPhone X.


Ya se conoce la capacidad de la batería de los nuevos iPhone: Xs, Xs Max y Xr


Hablamos de que Apple ha tenido problemas porque los usuarios detectaron que, a medida que la batería de sus móviles iba degradándose, se producía una importante pérdida de rendimiento.

La respuesta de la compañía de Cupertino fue explicar que era una respuesta de software. Es decir, que los teléfonos anteriores al iPhone 8 –y el iPhone X, claro- tenían un sistema de reducción de la frecuencia máxima de reloj de su procesador para evitar apagados inesperados.

Apple suma los iPhone 8 y iPhone X a la ‘reducción de rendimiento’ por la degradación de las baterías

La llegada de iOS 12.1 es lo que ha implicado este importante cambio. Se lanzó ayer esta nueva versión, y ha servido a la compañía de Cupertino para sumar a los iPhone 8 y iPhone X a lo que explicábamos anteriormente: ahora, este ‘gestor de rendimiento’ está también en los nuevos teléfonos inteligentes, aunque Apple matiza que la administración de rendimiento puede ser menos notable debido a su diseño de hardware y software, más avanzado.

iPhone-8

De momento, aquí en España, todos ellos están en garantía porque no han podido cumplir los dos años desde su fecha de compra. Y la degradación de batería debería ser tan reducida que el administrador de rendimiento no llegue a entrar en funcionamiento.

En Ajustes > Batería, los usuarios pueden ver, en el apartado Salud de la batería, cuál es la capacidad máxima de la batería de su iPhone. Y justo debajo, se puede ver la capacidad de rendimiento pico para conocer si se está aplicando algún tipo de reducción de rendimiento debido a la degradación del componente.

Una batería vieja puede afectar al rendimiento de tu iPhone pero una actualización mayor de software también, así que si notas que tu iPhone no rinde como antaño, es más que probable que sea por esta causa.

Síguenos en Facebook o en Twitter para estar informado de la última hora o si tienes instalado Telegram de nuestro canal oficial para no perderte nada de lo que publicamos.