La tendencia actual es diseñar dispositivos móviles sin apenas marcos. Bueno, excepto Sony que se empeña generación tras generación en ofrecernos marcos por la parte superior e inferior de la pantalla para aburrirse.

Lo tenemos claro, los smartphones sin marcos van a ser el futuro, unos dispositivos todo pantalla que quedarían muy bien visualmente pero de los que se puede dudar de su eficiencia debido a que contarían con un cuerpo totalmente sensible al tacto.

Aunque actualmente muchos teléfonos móviles están promocionándose sin marcos, estos dispositivos no cuentan con una verdadera proporción de pantalla al cuerpo del 100%. Es verdad que hay modelos que se acercan, como el reciente Mi Mix 3, pero aún cuenta con un pequeño marco que no los convierten en dispositivos 100% pantalla.

El modelo que más nos ha impresionado a nivel de diseño en los últimos meses ha sido el Vivo NEX. Estamos ante un móvil que apunta a marcar tendencia en el diseño en el actual panorama móvil. Es un terminal importante por dos razones muy sencillas: es el primero en conseguir un diseño casi totalmente sin bordes y al mismo tiempo marca el camino que podrían seguir los principales fabricantes de smartphones durante los próximos meses.

Vivo-NEX
Vivo NEX, cuenta con una relación pantalla-cuerpo que alcanza el 98%

Ahora curiosamente ha aparecido una solicitud de patente de Samsung que promete una pantalla que se ajusta a todos los bordes del dispositivo.

Se convertiría de esta forma, en el primer smartphone en contar con un 100% de pantalla, sin ningún tipo de borde.

La patente publicada por la Oficina Mundial de Propiedad Intelectual muestra lo que parece ser un teléfono todo pantalla, ajustándose tanto izquierda como derecha e incluso a la parte superior e inferior y sin rastro de biseles.

La imagen que acompaña a la patente muestra iconos colocados incluso en los bordes, lo que deja muchas dudas sobre su eficiencia.

Evidentemente se vería muy bonito una pantalla sin marcos y sacando partido de cada uno de los bordes, pero parece que un diseño de estas características todavía está aún muy lejos de ser una realidad, sobre todo cuando hay otros problemas a resolver como la parte frontal del dispositivo.

En todo caso parece que en el futuro las pantallas no solo serán flexibles, sino que prácticamente el cuerpo dará total protagonismo a la pantalla, estando ambos difuminados en un solo todo.

¿Qué te parece el diseño propuesto por Samsung? Ahora mismo se convertiría en un auténtico superventas.

Fuente | Lets Go Digital

Síguenos en Facebook o en Twitter para estar informado de la última hora o si tienes instalado Telegram de nuestro canal oficial para no perderte nada de lo que publicamos.